led-luces-iluminacion-cocinas

La cocina es ese concurrido lugar de la casa donde se desempeñan multitud de la tareas cotidianas, no solo se prepara la comida, sino que también es un espacio en el que suelen llevarse a cabo los almuerzos o las reuniones familiares. Por esta razón, la búsqueda de funcionalidad y diseño en la iluminación de las cocinas toma un papel importante.

Además de lograr los dos aspectos anteriores se debe tener en cuenta el ahorro energético, ya que la cocina es una zona en la que se pasa mucho tiempo a lo largo del día. Para ello, lo más recomendable es aprovechar los múltiples beneficios que aportan las bombillas led,  además de la eficiencia.

Consejos de iluminación en cocinas

Debido a las múltiples actividades que se realizan en esta zona de la casa, deberán existir distintos tipos de luz, aparte de la general. Es necesario conocer los tipos de iluminación que existen para poder planificar qué lámparas se dispondrán en cada zona.

Iluminación LED para el techo

Es el lugar que aportará la luz general por lo que la temperatura de color debe ser fría para mejorar la visibilidad y evitar accidentes. Sin embargo, puede optarse por bombillas regulables para conseguir un ambiente acogedor cuando no se esté trabajando.

  • Lámparas empotrables. Actualmente es la fuente de luz más utilizada y es que aparte de su larga vida útil no necesitan ningún tipo de mantenimiento, además, existe la opción de iluminar la cocina por zonas si esta es muy grande, ya que algunas pueden emitir luz mientras otras están apagados. Los Down Lights son una opción muy utilizada actualmente para las cocinas.
  • Lámparas colgantes. Colocándolas por encima de la línea de visión son una opción más que acertada si se quiere conseguir un ambiente cálido, suelen colocarse sobre la isla de la cocina y aportan estilo a la decoración, por la gran variedad de sus diseños.
  • Focos en carril. Son similares a los anteriores y muy idóneos para cuando la estancia no permite lámparas empotrables o los techos son demasiado altos para permitir ese tipo de iluminación.
  • Iluminación para molduras. Estas bombillas se utilizan normalmente por razones estéticas cuando se quieren resaltar elementos arquitectónicos de la cocina. Sin embargo, aportan funcionalidad ya que se pueden colocar en una gran variedad de zonas.  
Iluminación LED del mobiliario
  • La encimera. Este es el elemento que más luz precisa ya que es la principal zona de trabajo. Las luces LED son muy adecuadas ya que no se calientan, a diferencia de las bombillas incandescentes.
  • Los armarios. Optar por la iluminación de estos elementos puede ser muy estético, además de funcional. Lo más inteligente es optar por tiras de luces cuyos cables puedan esconderse por encima de los armarios, esto le dará un toque atractivo a la cocina si esta cuenta con puertas de armario de vidrio, pudiéndose ver el interior.